Encuadernación mediante tapas blandas en las que la tapa se pega directamente al bloque del libro. Los pliegos se pueden unir con cola (encuadernación sin costura) o coser (encuadernación cosida).